+34 684 45 12 27
info@colectivocala.org
+34 684 45 12 27

D’AQUÍ P’ALLÁ…SEGUIMOS TRABAJANDO POR LA IGUALDAD

En lo que llevamos de año, hemos pasado por varios pueblos de la región, desarrollando proyectos y actividades para trabajar la igualdad y la prevención de la violencia de género, a través de la financiación del Pacto de Estado contra la Violencia de Genero de los Ayuntamientos de Villanueva de la Serena, Cabezuela del Valle, Torremayor, La Codosera, Puebla de Obando, Montijo y la Roca de la Sierra.

Diferentes públicos, diferentes cuestiones, y diferentes herramientas se han cruzado y unido para un objetivo común: continuar trabajando de forma colectiva para romper con el machismo heteropatriarcal, conseguir una igualdad de oportunidades real, y ponerles fin a las violencias hacia las mujeres.

Pues el machismo es un problema estructural que, por un lado, acaba con la vida de muchas mujeres en su máximo extremo, pero que también imposibilita a las personas a desarrollarse de una manera libre y digna en muchas etapas de sus vidas. El machismo no solo mata, también nos dice cómo debemos ser, pensar, y actuar, qué tiene que gustarnos, qué espacios ocupar, a qué trabajo dedicarnos o cómo relacionarnos con las personas.

Para atacar y ponerle fin a la violencia extrema hacia las mujeres, es necesario trabajar de forma paralela cuestiones educativas y culturales que son raíces en las que se sustenta este sistema tan destructivo. Si no cuestionamos estos aspectos con una perspectiva de género y feminista, seguiremos mirando únicamente la punta del iceberg, pero no la base que lo sustenta y lo perpetúa.

Cuestionar los estereotipos y roles de género que existen en todos los ámbitos de nuestra vida privada y pública y que nos determinan y condicionan según seamos de un género u otro es un buen punto de partida. Es importante hacerlo desde las edades más tempranas, pero sin olvidarnos de una mirada autocrítica hacia la sociedad más adulta. La diversidad de herramientas que tenemos a nuestra disposición son clave para fomentar de forma comunitaria la creatividad, aprender y disfrutar al mismo tiempo.

Os dejamos un pequeño recopilatorio de todas las actividades que hemos realizado en cada localidad.

CUESTIONANDO LAS MASCULINIDADES TRADICIONALES.

Necesitamos que los hombres se sumen al trabajo por la igualdad. ¿Cómo hacerlo?  En los últimos años hemos venido detectando más reticencias entre cierta parte de la población masculina, de hablar de temas de igualdad, por sentirse “atacados” o “culpabilizados”, eso ha llevado a reacciones como el desinterés o incluso discursos antifeministas, por eso creemos que abordar la igualdad desde el punto de vista de las masculinidades es una “puerta de entrada” más atractiva y puede servir para abordar otras cuestiones para deconstruir la masculinidad hegemónica,  generar otros modelos de referencia de masculinidad en el mundo rural y dar a conocer discursos y experiencias positivas en torno a “Otras Masculinidades” que favorezcan modelos alternativos de masculinidad y cambios de actitud en los varones hacia posiciones más igualitarias, buscando incrementar el número de hombres sensibilizados y comprometidos con la igualdad, en contra de la violencia hacia las mujeres y sumándose al movimiento feminista.

En Cabezuela del Valle, hemos trabajado junto a un grupo de personas adultas de perfiles diversos, para analizar cómo debe ser un hombre y qué debe hacer según desde la visión de los mandatos sociales y desde sus propias creencias e ideales. La competitividad, la valentía, el reconocimiento social, la responsabilidad económica, la rigidez emocional, o la fuerza, son términos que esconden una fuerte presión social a la hora de desarrollarse como hombre, bajo la definición que impone el sistema patriarcal. Juntas hemos visto cómo seguir o romper estos mandatos afectan a los hombres en su relación con ellos mismos y con el resto de personas, sin olvidar el cuestionamiento de los propios privilegios, qué desigualdades y violencias producen y que supone romper con ellos, en favor de una igualdad más real y justa.

En la Roca de la Sierra, nos hemos juntado con 7 chicos, siendo la adolescencia una etapa clave para su desarrollo, y donde los estereotipos acompañan a los jóvenes varones y afectan a la hora de ser y estar junto a sus iguales. Con ellos hemos visto cómo nos relacionamos en función de nuestras identidades de género, que referentes tenemos y el impacto del patriarcado en nuestros modelos de ser chicos. La idea principal ha sido preguntarse el porqué de nuestras ideas, creencias y actitudes, desde el respeto y la construcción de un espacio seguro donde puedan sentirse libres de opinar y auto cuestionarse. También introducir y aclarar conceptos relacionados con la identidad de género, la expresión de género y la orientación sexual, desde el enfoque de la diversidad afectivo-sexual y la construcción de las identidades no binarias.

 

DESMONTANDO ESTEREOTIPOS Y ROLES JUNTO A LA INFANCIA.

Durante esta primavera también hemos estado en el CEIP Virgen de Chandavila (La Codosera), CEIP San Juan (Torremayor), y CEIP Jiménez Andrade (Puebla de Obando) para analizar junto al alumnado de primaria las desigualdades en temas como el de los juegos y el uso del espacio en los patios, los cuentos y sus personajes y las profesiones y expectativas vocacionales. Análisis, con una perspectiva de género, desde donde podemos darnos cuenta que el machismo se asienta desde edades muy tempranas.

¿A qué jugamos en el recreo? ¿Cómo ocupamos el espacio según seamos chico o chica? ¿Qué queremos ser de mayor? ¿Quién es nuestro personaje de ficción favorito? Son algunas de las cuestiones que hemos reflexionado a través de juegos y dinámicas vivenciales.

En estos análisis se han puesto de manifiesto los estereotipos y roles que aún persisten en los personajes de ficción. Cómo los trabajos de cuidados siguen estando infravalorados social y económicamente y por ello producen desigualdad hacia las mujeres, por ser ellas en su gran mayoría quienes los siguen desarrollando. Y cómo algunos juegos masculinizados aún siguen generando desigualdades a la hora de ocupar los patios y no permitiendo jugar alternativas más inclusivas y cooperativas. Se han identificado las injusticias, vivido los conflictos y generado ganas de cambiar nuestra realidad hacia una más igualitaria. No sin ello poder disfrutar de los talleres a través de los juegos.

 

 

Y ADEMÁS…

El proyecto #IES de Cine contra la violencia de género repite este año en su segunda edición, un proceso educomunicativo con el alumnado del IES Extremadura e IES Vegas Bajas de Montijo, a través del cual los y las jóvenes han participado en un proceso de formación sobre el Grooming, un tipo de ciberviolencia machista que preocupa a la población adolescente, y sobre los mitos del amor romántico, para después crear de forma colectiva el diseño y la realización de dos cortometrajes con el objetivo de concienciar a la ciudadanía sobre este tipo de vi0lencias:

Y por último, los chicos y chicas de 2º de primaria de los colegios de Villanueva de la Serena, han puesto las gafas violeta para analizar los cuentos, los personajes clásicos y de ficción actuales para darles la vuelta y crear sus propias historias.

Ya lo venimos diciendo, el machismo lo paramos entre todas, seguimos en el camino!!

 

    No Comment.